Más de 450 agentes policías y guardias civiles trabajan en la recepción y asistencia a los migrantes rescatados

Más de 450 agentes de la Policía Nacional y de la Guardia Civil componen el dispositivo de las Fuerzas de Seguridad del Estado que trabaja para una llegada segura y asistencia a las 630 personas rescatadas en aguas del Mediterráneo que hoy desembarcan en el puerto de Valencia.

LCV. Valencia / 17 de junio de 2018

Los migrantes llegan a bordo de tres barcos que están atracando en el puerto valenciano de forma escalonada. El primero de ellos, el "Dattilo", ha llegado sobre las 06:50 horas con 274 personas a bordo, que han comenzado a abandonarlo sobre las 07:30 horas y que ya han sido atendidos y se encuentran en suelo español. El barco "Aquarius" ha atracado en el muelle a las 11:00 horas con 106 personas a bordo y la última de las embarcaciones, el barco "Orione" está también ya en el puerto con otras 250 personas.

Patrulleras del Servicio Marítimo de la Guardia Civil escoltan a los barcos en las 12 millas naúticas de mar territorial español y agentes del Grupo Especial de Actividades Subacuáticas complementan en el agua la seguridad marítima.

Los migrantes han ido descendiendo del "Dattilo" en grupos para una primera valoración médica en el mismo muelle. Tras ello han sido trasladados hasta la primera zona habilitada por la Policía Nacional, donde 64 agentes especializados en documentación se encargan de forma individualizada de su identificación. Los policías se han distribuido en 25 equipos fijos, dos móviles y grupos en reacción para agilizar los trámites.
Huellas dactilares e identificación

Una vez realizadas las diligencias identificativas, los migrantes son trasladados hasta la zona habilitada por la Policía Científica de la Policía Nacional, donde 52 especialistas en reseña se encargan de registrar sus huellas dactilares e identificarlos físicamente. Los agentes se distribuyen en 25 equipos fijos y dos móviles.

Durante todo el operativo, agentes de seguridad ciudadana se encargan de acompañar a los migrantes desde el barco hasta el lugar donde se realizan las identificaciones, también de dar protección al perímetro, garantizar la seguridad en los sucesivos desembarques, vigilar las zonas de trabajo de los especialistas, así como trasladar a los hospitales y custodiar a aquellas personas que requieran asistencia médica más especializada.

Comparte este contenido: